netGIAE

 

 

Jorge García, profesor de Español en el Agrupamento de Escolas Nuno Álvares, explica a LARAYAARAIA.com como se enseña y aprende el idioma en su centro educativo. El profesor y sus alumnos participan en el proyecto “Periodismo Bilingüe para Jóvenes de la Euroace” desarrollado por el grupo de comunicación DigitalPress, en colaboración con el programa EUROACE, Interreg y la Junta de Extremadura a través de su Gabinete de Iniciativas Transfronterizas

 

LA RAYA A RAIA - ¿Qué interés despierta la enseñanza de este idioma?

JORGE GARCIA - Por tratarse de países fronterizos, por oírlo en las calles o centros comerciales de Castelo Branco cada fin de semana, por las similitudes y diferencias entre ambos pueblos, que los hacen tan cercanos y tan lejanos, la enseñanza del español en Castelo Branco despierta mucho interés desde hace por lo menos 15 años.

 

LA RAYA A RAIA -¿Cuántos alumnos de media por clase?

JORGE GARCIA - Entre 20 y 27 alumnos, más o menos.

 

LA RAYA A RAIA -¿Cómo se estructuran los programas formativos?

JORGE GARCIA - El aprendizaje del español en el Agrupamento Nuno Álvares empieza en 7º curso (1. º de ESO) como Lengua Extranjera II y pude ir hasta 12.º, que le corresponde al 2º de bachillerato. Los programas formativos son los establecidos por el ministerio de educación para cada nivel, conjugándolo con otros documentos sea “el perfil de los alumnos al final de la enseñanza básica”, sean los “aprendizajes esenciales” para cada ciclo de estudios.

 

LA RAYA A RAIA -¿Cuáles son las prácticas que se realizan?

JORGE GARCIA - La enseñanza de un idioma extranjero como el español siempre permite el uso de una multitud de prácticas que permiten acercar a los alumnos a la lengua, cultura, historia y a las costumbres, no solo españolas, sino también de otros países hispanohablantes. A clase se lleva un poco del mundo hispano, sea a través de la música, del cine, de la literatura, política, deporte y de algún proyecto, como aquellos que nos llegan de la Consejería de Educación de la Embajada de España, que permiten involucrar a distintas asignaturas en su desarrollo. En los últimos años, nuestros alumnos han participado en varios intercambios con escuelas extremeñas y en visitas de estudio, por ejemplo a Santiago de Compostela, Vigo, Coruña, La Guardia, Valladolid, Salamanca, Parque Nacional de Monfragüe, Cáceres, Badajoz, Sevilla, Córdoba, Granada…

 

LA RAYA A RAIA -¿Qué nivel de cercanía tienen con el idioma?

JORGE GARCIA - Muchos de nuestros alumnos conocen a pueblos y ciudades fronterizas porque alguna vez se han ido ahí de compras o de visita durante el fin de semana. La tele española y los éxitos musicales de cantantes hispanos les permiten también acercarse al idioma.

 

LA RAYA A RAIA -¿Qué es lo que más les gusta del aprendizaje?

JORGE GARCIA - Siempre les gusta cuando les propongo alguna actividad que contenga una canción, un tráiler de una película, un cortometraje… Les encanta participar en visitas de estudio a España o en proyectos en los que puedan implicar a los conocimientos lingüísticos y socioculturales de una manera práctica, divertida y diferente.

 

LA RAYA A RAIA -¿Qué les cuesta más?

JORGE GARCIA - En un primer momento del aprendizaje, las semejanzas entre ambas lenguas a todos los niveles hacen que los alumnos progresen muy rápidamente, aunque son muy constantes los errores interlenguales. En niveles más avanzados, muchos alumnos asumen esa interlengua como suficiente para comunicarse y les cuesta mucho progresar en el aprendizaje. Las actividades de escritura son aquellas que siempre les cuestan más.

 

LA RAYA A RAIA -¿Qué necesidades tienen?

JORGE GARCIA - Las destrezas relacionadas con la producción e interacción oral son las principales necesidades que tienen, en buena medida, debido al poco tiempo que hay para practicarlas. Las actividades de intercambio se plantean como una muy buena estrategia para superarlo.

 

LA RAYA A RAIA -¿Encuentran dificultades a la hora de la enseñanza?

JORGE GARCIA - Las dificultades que se encuentran se relacionan con el poco tiempo que se atribuye a la enseñanza del idioma en los planes de estudio y al número de grupos y alumnos, por profesor, que conlleva este hecho.